El movimiento

La enfermedad de Párkinson es un trastorno neurológico que afecta al movimiento. Estos son los síntomas a priori más llamativos y, sin duda, los más conocidos por la población. A medida que la enfermedad de Párkinson progresa, las actividades cotidianas se tornan difíciles. Muchos de los síntomas de la enfermedad de Párkinson se relacionan con el movimiento.

El movimiento y la enfermedad están íntimamente unidas. Pero estudios recientes han demostrado que existen conexiones entre el sistema auditivo y el sistema motor, lo cual nos permite sincronizar automáticamente nuestro cuerpo al ritmo de la música. Además, se sabe que la dopamina aumenta cuando experimentamos placer, lo que sucedería con la música. Es por ello que, aquellas personas que tienen la enfermedad de Párkinson, gracias a la escucha de la música que les gusta, pueden aumentar la dopamina natural endógena y de forma indirecta mejorar el movimiento tal y como revelan diferentes estudios.

SÍNTOMAS MOTORES